1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://motivacion.about.com/od/psicologia_positiva/a/La-Metafora-De-Las-Hojas-En-El-Rio.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

You can opt-out at any time. Please refer to our privacy policy for contact information.

Comenta en el foro

La metáfora de las hojas en el río

Por

hoja.jpg
High quality images of Japan and nature / Getty Images

Esta es una técnica muy sencilla de visualización para usarla tanto en los momentos en que te sientas mal como en los momentos en que desees experimentar más emociones positivas. Por ejemplo, si te aburres mientras haces un trabajo monótono o si has tenido un día algo estresante o gris, si sientes ansiedad, etc.

Descripción de la técnica

1. Librarte de pensamientos o emociones negativos

Cierra los ojos (aunque también puedes hacerlo con los ojos abiertos, si así lo prefieres) e imagina un río cuya agua fluye con rapidez extendiéndose hacia lo lejos. Ahora imagina aquello de lo que deseas librarte. Por ejemplo, supongamos que te sientes triste y deseas librarte de esa tristeza. Imagina que la tristeza sale de tu interior y va tomando forma. Puedes imaginar la forma que desees como, por ejemplo, una bola negra, sólida y áspera, del tamaño de una naranja. Entonces colocas esa bola sobre una hoja y la dejas flotando en el río. Enseguida, la corriente del río empieza a arrastrarla y se la lleva cada vez más lejos, hasta hacerla desparecer por completo. Imagina esto varias veces al día, cada vez que te acuerdes o cada vez que te sientas triste.

2. Atraer emociones o pensamientos positivos

En este caso, imaginas que es el río el que te trae, sobre una hoja que flota en sus aguas, algo positivo que deseas tener, como felicidad, serenidad, salud, vitalidad. Por ejemplo, puedes imaginar cómo la corriente empuja hacia ti una hoja con una bola de luz blanca y brillante que representa la alegría y la felicidad. Cuando la hoja llega hasta ti, coges esa bola e imaginas cómo entra dentro de ti atravesando tu pecho, inundándote de esa alegría y felicidad que representa.

Cuándo usar esta técnica

A continuación, describo algunos ejemplos de situaciones en las que puedes usar esta técnica, pero no son las únicas. Usa tu imaginación para descubrir nuevos modos de utilizarla:

Pensamientos indeseados o dañinos, como pueden ser el deseo de hacer daño a alguien, los celos, pensamientos de autodesprecio, etc. Por ejemplo, si los celos están dañando tu relación de pareja, observa los pensamientos que pasan por tu mente en el momento en que sientes celos, como "ya está mirando a alguien", "no lo soporto", y luego utiliza esta técnica con dicho pensamiento.

Emociones negativas. Puedes usar esta técnica para reducir de inmediato la intensidad de las emociones negativas, como miedo, ansiedad, ira, angustia, vergüenza, etc.

Situaciones vitales negativas. Un trabajo que no te gusta, problemas que no sabes cómo resolver, etc. Por ejemplo, puedes imaginar que el río te trae la solución a un problema, o que se lleva ese trabajo que no te gusta y te trae otro mejor, o que se lleva la tirantez entre tus compañeros de trabajo o el mal ambiente laboral.

Enfermedades. Imagina cómo el río se lleva la enfermedad y el dolor y cómo te trae salud, vitalidad y fuerza.

Emociones y situaciones positivas. Puedes imaginar también como el río te trae bienestar, felicidad, paz interior, la solución a un problema, una idea, valor, autocompasión, entereza, motivación, etc.

En definitiva, usa tu imaginación para sacar el mayor partido posible a esta técnica. Te servirá para reducir el malestar y la intensidad de las emociones negativas, y para tener una actitud más serena ante los problemas o situaciones desagradables, y esta actitud, a su vez, hará que te resulte más fácil pensar de un modo constructivo que te ayude a hacer los cambios necesarios o encontrar soluciones. Por ejemplo, mientras imaginas que el río se lleva la tirantez que tienes con tus compañeros de trabajo, te estás empujando a adoptar ante ellos una actitud más relajada, optimista y alegre, y ese es ya un paso muy importante para empezar a cambiar las cosas.

Pero esta no es una técnica para pensarla, sino simplemente para practicarla durante un tiempo y ver qué pasa después.

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.